Hilo de Ariadna

Torres del puente en Malá Strana (Malostranské mostecké věže)

Dos bellas torres distintas entre sí, unidas por un arco, forman la entrada al Puente de Carlos desde Malá Strana. La más pequeña, románica, data del siglo XII, y su forma renacentista actual data de 1591. La más alta, del año 1464, recuerda por sus rasgos góticos a la torre del lado de la Ciudad Vieja, debida a Parléř. Desde su mirador hay una vista preciosa sobre el Moldava y el centro histórico de la metrópolis.

Torres del puente en Malá Strana (Malostranské mostecké věže), Karlův most, Praha 1 - Malá Strana, 118 00
Web: http://www.muzeumprahy.cz/prazske-veze, e-mail: muzeum@muzeumprahy.cz
tel.: +420607050434

Horario de apertura

Noviembre – Febrero

Toda la semana
10.00 – 18.00

Marzo

Toda la semana
10.00 – 20.00

Abril – Septiembre

Toda la semana
10.00 – 22.00

Octubre

Toda la semana
10.00 – 20.00

Precio de la entrada

básico

90 CZK

reducido

65 CZK

familiar

250 CZK

Tarifa completa de entradas aquí

Solo es accesible la torre más alta

Mostrar información detallada

Historia del edificio

La torre baja, llamada también la torre de Judith, románica en sus orígenes, data probablemente de los comienzos del segundo cuarto del siglo XII. Es al parecer anterior al puente de Judith. Los restos de revoque arrusticado, las chambranas de las ventanas, los hastiales y el techo son de la época de su remodelación renacentista en el año 1591. A principios del siglo XV la torre fue convertida en prisión para los peores malhechores. Desde los finales del siglo XVI hasta el año 1784 acomodaba la oficina de la aduana. Luego cambió de dueño varias veces y desde 1873 es propiedad municipal. La torre no está abierta al público. En su sótano se conservó una extraordinaria serie de grabados creados a mediados del siglo XII que representan a personas, animales, armas, la estrella de ocho puntas y varios escudos de familias nobles.
Pegada a la torre está una pequeña casa llamada la aduana. En su primera planta, junto a la entrada a la torre pequeña del puente, se encuentra un relieve románico en marga, que solía decorar la portada este de la torre y era visible desde el puente hasta el siglo XVI. Fue descubierto por casualidad a finales del siglo XIX, luego permaneció cubierto por un entablado por otro medio siglo. En 1951 fue arreglado por patrocinio del Museo de Arte Industrial y entre los años 1891 y 1893 fue restaurado por el escultor académico Jožka Antek. El relieve, que había sufrido considerables daños ya antes de su descubrimiento, está protegido por delante con una tabla de cristal. El origen y el tema de la obra son materia de disputa. El relieve comprende dos figuras de tamaño casi natural: a la derecha un soberano sentado en el trono, a la izquierda un hombre de rodillas que parece entregar algo al soberano o recibir algo del mismo. Según la opinión más aceptada se trata del emperador Federico Barbarroja y el rey Vladislav en rodillas en el momento de recibir la corona real del emperador. Otras opiniones proponen por ejemplo el tema de la adoración de Přemysl Otakar II.

La torre alta del puente fue construida después del año 1464 por encargo de Jorge de Podiebrad en el sitio de una torre románica más antigua. Su diseño hace referencia a la Torre del Puente de la Ciudad Vieja, obra de Parléř. La torre fue construida de grandes bloques de piedra arenisca. Cuenta con nichos, aparentemente previstos para estatuas monumentales, las cuales, sin embargo, nunca fueron realizadas.
La torre pasó por una minuciosa restauración entre 1874 y 1879, dirigida por el arquitecto Josef Mocker. Servía como torre de vigilancia y almacén. Tiene 45 m de alto sin las cabezas de amapola y las agujas. La torre está abierta al público.
La puerta entre las dos torres permite acceder al Barrio Chico. Está provista de almenaje en su parte superior y luce los emblemas de las tierras de Venceslao IV (en el lado del puente el león lucemburgués, el león checo y el águila heráldica de Moravia encima del emblema de la Ciudad Vieja, en el lado de la calle Mostecká el águila heráldica de Wroclaw, el león checo y el emblema de Baja Lusacia encima del emblema del Barrio Chico). La puerta fue erigida en 1411 en el sitio de una construcción más antigua, ciertamente románica.  

 

Mostrar la historia del edificio

Edificios relacionados