Hilo de Ariadna

Iglesia de la Madre de Dios delante de Týn (Chrám Matky Boží před Týnem)

Una de las construcciones góticas eclesiásticas más impresionantes de Praga, levantada entre mediados del siglo XIV y comienzos del XVI. A finales del XVII, el interior fue reformado en estilo barroco. El templo es en realidad un verdadero museo de obras góticas, renacentistas y del primer barroco. Las más interesantes son entre otras las pinturas para el altar, debidas a Karel Škréta, y la tumba del astrónomo Tychon Brahe. El órgano de esta iglesia, de 1673, es el más antiguo conservado en Praga.

Iglesia de la Madre de Dios delante de Týn (Chrám Matky Boží před Týnem), Staroměstské náměstí 604, Praha 1 - Staré Město, 110 00
Web: http://www.tyn.cz, e-mail: dkc@cmail.cz
tel.: +420222318186, +420602204213

ENTRADA
voluntaria - suma recomendada 25 CZK (1 euro)

VISITAS

  • marzo - diciembre: martes - sábado: 10.00 - 13.00 y 15.00 - 17.00, domingos 10.00 - 12.00
  • enero - febrero: miércoles 17.00 - 18.30, jueves 10.00 - 12.00, 17.00 - 18.30, viernes 10.00- 12.00, 14.30 -16.00, sábado, domingo 10.00 - 12.00

Durante el rito no es posible la visita. La explicación de la historia de la iglesia se puede hacer solo delante de la iglesia.
Entrada a la iglesia por el paso desde la Plaza de la Ciudad Vieja 14
acceso sin barreras desde la calle Celetná 5 a través de la parroquia



 

Mostrar información detallada

Programa

Historia del edificio

Una antigua iglesia pequeña de estilo románico se erigía en este sitio ya en el siglo XI. Servía como iglesia con hospital para los mercaderes extranjeros que llegaban a Ungelt. En la segunda mitad del siglo XIII fue reemplazada con un edificio de estilo gótico temprano, aproximadamente de una tercera parte del tamaño de la iglesia actual. Allí predicaba hasta su muerte el crítico de las costumbres de la iglesia Konrád Waldhauser y Milíč z Kroměříže. La iglesia actual de estilo gótico clásico fue establecida a mediados del siglo XIV y fue designada la iglesia principal de la Ciudad Vieja e iglesia parroquial. A medida que se iba erigiendo la iglesia nueva, la vieja desaparecía. El taller palaciego de Mathieu d’Arras y ante todo el de Petr Parléř tuvieron un gran impacto en la obra. El legado de Parléř incluye sobre todo el ventanal de 28 m copiosamente decorado en la fachada principal, las recortaduras de las ventanas en la nave principal, el presbiterio y el magnífico portal del norte. A principios del siglo XV sólo faltaban las torres, el frontón y la techumbre. En la época husita la Iglesia de Týn se convirtió en el centro de los seguidores de Hus liderados por Jakoubek ze Stříbra y a partir del 1427 su párroco era el arzobispo husita elegido, Jan Rokycana, quien está también enterrado en la iglesia. Una vez terminadas las guerras husitas, estaba previsto completar el techo del edificio pero la madera para la techumbre se había usado para armar las horcas para Roháč z Dubé y sus 50 compañeros ejecutados por Segismundo en la Plaza de la Ciudad Vieja luego de la derrota del último bastión husita, el castillo de Sion. La techumbre fue confeccionada 20 años más tarde con la madera destinada para la construcción de tribunas para la ceremonia de la boda del rey bohemo Ladislao el Póstumo con la princesa francesa Magdalena. La boda no se celebró nunca, Ladislao el Póstumo murió. La construcción de la iglesia continuó bajo el reinado de Jorge de Podiebrad, elegido rey en el cercano Ayuntamiento de la Ciudad Vieja. En su época se terminó el frontón de la nave principal y la torre del lado norte. De acuerdo a la sugerencia de Jan Rokycana el frontón fue decorado con su estatua del “rey husita” y encima de ella un enorme cáliz dorado como símbolo de la comunión bajo las dos especies. En 1626 el retrato del rey fue reemplazado con una figura de la Virgen, obra de Kašpar Bechteler, y el cáliz fue utilizado para fabricar la aureola de la Virgen. La torre del lado sur data recién del año 1511.

Las torres tienen 80 metros de alto. La torre norte se llama Eva, la torre sur (alrededor de un metro más alta) es Adán. En aquellos tiempos las torres se construían utilizando el andamio extendido, con tablones reposados sobre vigas que atravesaban por huecos que se dejaban en las paredes a distancias regulares. Esto permitía realizar trabajos por adentro y por afuera al mismo tiempo. En 1679 se produjo un incendio en la iglesia, la bóveda de la nave principal fue sustituida luego por una más baja de estilo barroco.

La iglesia es una basílica de tres naves con las torres situadas en la portada oeste y con tres coros, uno en cada nave, en el lado este. Sus dimensiones son impactantes: 52 m de largo, 28 m de ancho, la nave central tiene 44 m de alto y las naves laterales 24 m. El templo constituye una extensa galería de obras de arte en estilo gótico, renacentista y barroco temprano. La obra escultórica más importante, el portal de Parléř en la calle Týnská, fue creado alrededor del año 1390 y decorado con un tímpano con imágenes de la Pasión de Cristo. El original del tímpano se encuentra hoy en día en la Galería Nacional. Entre los elementos del mobiliario interior destaca la pila bautismal de estaño de estilo gótico del año 1414 (la más antigua de Praga), adornada con figuras de los apóstoles en relieve, y  dos bancos góticos con ménsulas en forma de cabezas coronadas. Las columnas entre la nave principal y la nave lateral izquierda sostienen un baldaquino de la época de gótico tardío, obra de Matěj Rejsek del año 1493 (ubicado originalmente sobre la tumba del arzobispo Luciano de Mirandola quien ordenaba a los sacerdotes utraquistas).

El altar mayor con las pinturas de Karel Škréta (la Asunción de la Virgen y la Santísima Trinidad) es un ejemplo de la arquitectura de portales en la época de barroco temprano, datando del año 1649. La famosa estatua gótica de la Virgen con el Niño Jesús, llamada Nuestra Señora de Týn, de la época alrededor del año 1420 se encuentra en un altar neogótico junto a la pared de la nave lateral derecha. El Calvario, obra del Maestro del Calvario de Týn de principios del siglo XV, adorna un altar barroco hacia el final de la nave lateral izquierda. Los catorce lienzos grandes de la Via Crucis fueron realizados en 1854 por František Čermák. El templo cuenta con un total de 19 altares, en cuya creación y decoración colaboraron, entre otros, František Maximilián Kaňka, Karel Škréta, Jan Jiří Bendl, Josef Hellich, Ferdinand Maximilián Brokoff, Jan Jiří Heinsch. A principios del año 2000 los restauradores descubrieron un fresco gótico de finales del siglo XIV excepcionalmente bien conservado escondido detrás de uno de los altares en la nave lateral norte. Representa a San Gerónimo con un león y el encargante de la obra.

El órgano del templo es el más antiguo de Praga. Fue construido en 1673 por el constructor alemán Hans Heinrich Mundt y sus ayudantes. El órgano fue restaurado en Bonn en Alemania y reinstalado en la iglesia en el año 2000. El templo de Týn destaca por la cantidad de tumbas conservadas. Unas 60 de ellas son de personas conocidas, algunas de personas desconocidas y otras más fueron removidas en el pasado cuando se revistió el suelo. Una de las tumbas más famosas es la de Tycho Brahe, el astrónomo danés en la corte de Rodolfo II, del año 1601. Otra pertenece a Václav Berka z Dubé, comandante militar y consejero de la Cámara de Bohemia, quien murió en 1575. Luce una de las lápidas renacentistas con retrato más logradas, con la imagen de un hombre en armadura representada con un lujo de detalles. Cuenta la leyenda que el corazón de Jorge de Podiebrad fue también enterrado en la iglesia, mientras que su cuerpo reposa en la tumba de los reyes de Bohemia en el Castillo de Praga. Otra tumba interesante es la de un joven - el converso judío Simón Ábeles quien deseaba ser bautizado. Su padre prefirió quitarle la vida y luego él mismo se ahorcó. Como el joven murió de hecho por la fe, se organizó un entierro pomposo al cual asistió toda Praga y sus restos fueron sepultados en el templo. En el año 1631 las cabezas de doce de los veintiún nobles ejecutados en la Plaza de la Ciudad Vieja en 1621 fueron retiradas de la caja de la deshonra colgada de la Torre del Puente de la Ciudad Vieja y enterradas en el templo de Týn. Se han buscado repetidas veces desde entonces, en vano. Un gran número de las lápidas marcan tumbas de niños, entre ellas la tumba de una madre con seis hijas y seis hijos. Muchas lápidas están considerablemente dañadas por haber sido pisadas porque en tiempos pasados no se consideraba una falta de respeto el hecho de pararse sobre una lápida. Se creía que era un remedio contra el dolor de dientes.

En 1973 comenzaron las obras de una reconstrucción general del templo. Desde la época de la ocupación alemana el campanario de la torre norte estaba vacío. Una campana nueva de bronce de 960 kg de peso, creada por el taller de la compañía Manoušek, fue instalada en ella recién en la Pascua del año 1992. La campana está dedicada a la Piedad y a Santa Inés de Bohemia. El 19 de febrero del 2008 se instalaron tres campanas nuevas: San Juan Nepomuceno (de más de 300 kg), Santa Ludmila (más de 500 kg) y el Arcángel Gabriel (2,5 toneladas) creadas en el taller de la familia Dytrych en Brodek u Přerova.

La Iglesia de Nuestra Señora de Týn fue declarada patrimonio cultural nacional.

 

Mostrar la historia del edificio