Hilo de Ariadna

Rudolfinum

Sala de conciertos conocida en todo el mundo y sede de la filarmónica checa, que actuó por primera vez aquí en el año 1896, bajo la batuta de Antonín Dvořák. El edificio, en estilo neorrenacentista, fue construido entre los años 1876 – 1884. Originariamente, albergaba una pinacoteca, un museo y una sala de conciertos; en los años 1918 – 1938 y 1945 – 1946 fue la sede de la Asamblea Nacional. En la sala Dvořák, que es la principal, se realizan conciertos de música clásica de primer nivel.

Rudolfinum, Alšovo nábřeží 79/12, Praha 1 - Staré Město, 110 00
Web: http://www.rudolfinum.cz

Programa

Historia del edificio

Rudolfinum es una de las obras más importantes de la arquitectura neorrenacentista checa. Es obra común de destacados arquitectos checos de la segunda mitad del siglo XIX, el arquitecto Josef Zítek (construyó el Teatro Nacional) y el arquitecto Josef Schulz (construyó el Museo Nacional). El edificio fue construido a cargo de la Caja de Ahorros Checa, en aquella época entidad alemana Böhmische Sparkasse, cuya representación decidió a la ocasión del aniversario 50 de la fundación del banco más antiguo de Praga construir un stand espléndido del arte. La representación del banco entonces pidió al príncipe heredero (archiduque) y sucesor del trono Habsburgo Rodolfo que el edificio pudiera llevar su nombre Rudolfinum. Después del surgimiento de la República Checoslovaca y sobre todo después de la Segunda Guerra Mundial se introdujo temporalmente el nombre más aceptable en la época, Casa de Artistas. Actualmente se está usando de nuevo el nombre viejo y corto Rudolfinum que se menciona también en las placas conmemorativas dentro del edificio. Para la construcción del edificio se aprovechó el terreno na Rejdišti, desde tiempos remotos un vertedero y posteriormente almacén de madera, sierra y algunas otras fábricas que fueron demolidas. El terreno con la construcción tiene la superficie de 5 315 m2. Las obras empezaron en el año 1876 y bajo la dirección del ingeniero Václav Vejrych terminaron en el 1884 incluido en equipamiento interior y la obra fue consagrada. Costó dos millones de monedas de oro. Es el primer edificio moderno de Praga de complejo funcionamiento múltiple. Iba a ser sede de sindicados de música, bellas artes e industria artística y servir a la Unidad del Mejoramiento de la Música en Bohemia, a la Unidad Patriota de Amigos del Arte y al Museo de Arte Industrial. El edificio tiene el plano rectangular dividido de modo llamativo en dos partes independientes: el ala del sur con la Sala de Dvořák y la parte del norte con varias salas con la iluminación superior que se concentran alrededor del vestíbulo monumental con el techo de vidrio. En total hay unos 80 recintos que ocupan ocho mil metros cuadrados de la superficie. La inauguración ceremonial fue el 7 de febrero del 1885. El director del conservatorio de Praga dirigió la orquesta de su instituto interpretando entre otras obras la II Rapsodia Eslava de Dvořák. Once años más tarde, en enero del 1896, inició allí su actividad la Filarmónica Checa que en su primer concierto bajo la dirección de Antonín Dvořák tocó la III Rapsodia Eslava y la sinfonía Del Nuevo Mundo. En honor de este acontecimiento, la sala de conciertos obtuvo el nombre de Sala de Dvořák.

En los años 1919 - 39 residió en el edificio la Cámara de Diputados de la República Checoslovaca, para cuyas necesidades realizaron arreglos constructivos los arquitectos Václav Roštlapil y Rudolf Kříženecký. Significó una intervención importante en la base equilibrada de la obra. En el año 1925 el edificio se unió con el vecino Liceo Académico donde se establecieron clubes del Parlamento. En el año 1923, el edificio pasó de la propiedad de la Caja de Ahorros Checa a la propiedad del Estado. Durante la Segunda Guerra Mundial en los años 1940 - 42 una parte del Rudolfinum fue reconstruida por el arquitecto Antonín Engel (entonces el único alumno vivo de Josef Zítek) y Bohumír Kozák de nuevo para fines musicales, esa vez para la Filarmónica Alemana, con la cual de hecho salvaron la parte de conciertos del edificio. Sobre todo gracias a Engel se salvó la Sala de Dvořák y se llevó a la perfección su acústica. De la época de la ocupación se cuenta la anécdota sobre la orden del protector del imperio Reinhard Heydrich quitar la estatua de Mendelssohn-Bartholdy del ático del Rudofinum por su origen judía. Los obreros por equivocación empezaron a quitar la estatua del favorito de Hitler Richard Wagner, sin embargo, el error se descubrió a tiempo y fue corregido. La estatua de Mendelsohn-Bartholdy fue guardada en secreto durante la guerra y después devuelta a su puesto. Después del año 1945, Rudolfinum se convirtió en local de conciertos con el respaldo de la Filarmónica Checa y como lugar de clases de la Academia de Artes Músicas y del conservatorio. En el 1946 se celebró allí el primer festival Primavera de Praga con la participación del pianista de fama mundial Rudolf Firkušný. Rudolfinum sigue siendo centro del prestigioso festival internacional Primavera de Praga hasta ahora.

En los años 1990 - 92 Rudolfinum fue reparado según el proyecto de Karel Prager para su original misión de música y arte plástica. Cada detalle, elemento arquitectónico y toda la decoración artística incluido el alrededor corresponden ahora al aspecto original. En el ático del edificio se encuentran estatuas restauradas de músicos famosos (Georg Friedrich Händel, Ludwig van Beethoven, Wolfgang Amadeus Mozart, Johann Sebastian Bach y otros), en cuya creación participaron, además de artistas austríacos y alemanes, también nuestros escultores importantes Ludvík Šimek, Tomáš Seidan, Bohuslav Schnirch, Bernard Seeling, Jindřich Čapek y otros. Son también autores de las musas sentadas a los lados de la escalera exterior y de las estatuas de dos leones y esfinges junto al zaguán en la parte de este y a la entrada en la sala de exposiciones. En el pecho de las esfinges de piedra junto a la entrada desde el muelle hay una abeja como símbolo de la Caja de Ahorros Checa que financió la construcción. El mismo símbolo de abeja está en la Sala de Dvořák donde la abeja dorada en el campo azul la soportan angelitos. La Sala de Dvořák tiene después de la reconstrucción 1023 asientos. Su acústica está al nivel mundial, nuevo es el escenario con el aire acondicionado incorporado en el piso. La decoración de las paredes de la Sala de Dvořák iba a presentar la historia del arte pero pintores checos entonces no participaron en el concurso, así que los puestos para las pinturas se quedaron vacíos. En la Sala de Dvořák se encuentran los siguientes bustos de músicos importantes: Václav Talich, Rafael Kubelík, František Stupka, Václav Neumann, Karel Šejna. Al lado de la Sala de Dvořák está la antigua Sala Pequeña, ahora Sala de Suk, con 211 asientos que desde hace más de cien años sirve a la música de cámara y donde empezó la carrera artística del compositor e intérprete Josef Suk, alumno de Dvořák. El nieto del compositor, violinista Josef Suk, inauguró allí la placa conmemorativa del compositor Josef Suk que es obra de Otakar Španiel. En el 1994 se abrió allí la sala conmemorativa con la exposición del virtuoso de violín Jan Kubelík. La gran sala iluminada con varias columnas corintias servía originalmente a exposiciones del arte plástica, después se aprovechaba inadecuadamente como archivo. Tras la reconstrucción se ha convertido en un café hermosísimo para el público que sirve también para la organización de recepciones. En el primer piso hacia la calle 17. listopadu se encuentra el elegante saloncito presidencial accesible por la entrada lateral llamada de carruajes desde esa calle. Tiene un hermoso techo abovedado y muebles y complementos de estilo. La original fuente de agua que estaba en el gran vestíbulo ha sido trasladada a la zona de las taquillas. La forman partes que provienen del Museo de Hierro Fundido en Komárov. A su puesto original regresó de Brno el espléndido órgano que creó para Rudolfinum en el año 1884 el productor de órganos alemán Sauer desde Frankfurt y que decoró el escultor Müller de Munich. Fue trasladado a Brno en la época que en Rudolfinum residía la Cámara de Diputados. Tras la reconstrucción se devolvieron al puesto original en el frontón también pilones de la iluminación ceremonial con pedestales de bronce que habían sido fundidos en el año 1885 componiéndose de más de cuatro mil piezas. Miden 14 m y tuvieron que ser desinstalados durante la reconstrucción. Todo el edificio es accesible sin barreras. Rudolfinum es monumento cultural nacional.

Mostrar la historia del edificio

Edificios relacionados